4 claves para una presentación exitosa según Meryl Streep

  |   Blog

“Me siento orgullosa de ser actriz, gracias a ti”. Así presentó Viola Davis a Meryl Streep, una de las ganadores de un Globo de Oro de esta 74 edición. Streep dio un discurso memorable durante la gala. Empezó su charla destacando el valor que aporta la multiculturalidad a Hollywood, para luego dar una lección moral de forma indirecta a Donald Trump.

 

 

Su charla se viralizó rápidamente en las redes sociales. Pero, ¿por qué triunfó su discurso?. Y, ¿cuáles son las claves para dar una buena presentación? Hoy te presentamos las 4 reglas de oro que tienes que seguir para una presentación exitosa.

1. Comienza con una frase fuerte que llame la atención

“¿Qué es Hollywood, salvo un grupo de gente de todas partes?”. Con esta pregunta Meryl Streep empezó su discurso. Una pregunta que llama la atención y que logró conectar directamente con el público. Es importante empezar una presentación con fuerza. Para conseguir esto, haz una pregunta, cuenta una anécdota o explica una metáfora. De este modo puedes captar la atención de tu público y despertar su interés.

2. Sé relevante para tu público

Conecta con tu público explicando cosas que son relevantes para ellos. Pregúntate ¿qué es lo que les preocupa?, ¿de qué están hablando? y ¿sobre qué les puedo enseñar algo nuevo? Meryl Streep sabía que la multiculturalidad es una tema de actualidad y lo aprovechó en su discurso. Además, logró conectar con su público dando su opinión sobre Donald Trump, un asunto que preocupa mucho a su audiencia.

claves para un discurso de exito

3. ¿Cargo emocional? ¡Sí!

Hacer un discurso con cargo emocional permite conectar mejor con el público y consigue que la charla tenga un mayor impacto. Meryl Streep habló con una voz temblorosa por culpa de la emoción, mostrando su preocupación frente el tema, lo cual hace que sus palabras nos han llegado. Mostrar emoción como orador transmite sinceridad y hace que tu discurso sea más memorable.

4. Termina con una conclusión fuerte

Acaba tu presentación con un cierre potente, para que tu charla quede en la mente de tu público. Primero, es recomendable resumir las ideas claves de tu discurso, pero luego deja a tu público con una pregunta o algún pensamiento que cause remordimiento. ¡Haz que tu audiencia se quede reflexionando con tus ideas!

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone