5 claves para convertirte en superemprendedor

  |   Blog, Sin categoría

¿Quién no ha soñado con ser un superhéroe? Una capa y un nombre pegadizo no lo son todo para llegar a la cima. Todo se basa en saber sacar el Superman que llevas dentro y dar el 100% en todas tus batallas.

Es por eso que todo emprendedor sabe que para convertirse en un superemprendedor tiene que tener en cuenta 5 claves durante la lucha para llegar al éxito.

1. Sé capaz de liderar

Ser un superemprendedor significa saber ser tu propio líder, entender que tu eres el protagonista de tu historia y solamente tu puedes decidir cual será tu destino. Esto implica ser quien tiene que tomar las decisiones de riesgo y, por lo tanto, también saber asumir sus consecuencias.

Si el Empire State se te está cayendo encima tienes que ver cómo puedes extender la telaraña lo suficientemente para salvar a todo el equipo, a los clientes y, obviamente, a ti mismo.

Ser un líder también representa saber envolverte de magnetismo que atraiga a los demás a unirse o seguir tu causa. Los Vengadores no existirían si no fuera por la capacidad de Fury de unir a todo el equipo para luchar contra el mal mayor.

Esto nos lleva directamente al tercer aspecto importante del liderazgo: el trabajo en equipo. Todos esperamos tener el mejor equipo de trabajo pero, lo que demasiadas veces olvidamos es que el líder del equipo es quien marca la dinámica entre los miembros. Un superemprendedor tiene que entender que para formar un equipo de primera tiene que crear confianza entre los colaboradores. Liderar significa encorajar a los demás a participar con sus máximas fuerzas para llegar a la excelencia a tu lado como Capitán América consigue hacer con su país.

2. Entiende tu entorno

Entender el entorno que te rodea es muy importante para posicionarte bien en el mercado. No puedes encontrarte en un planeta desconocido y decidir plantar la bandera sin investigar el territorio previamente.

oficinas para emprendores

Además el constante cambio tiene que tenerse en cuenta a todas horas para que tu negocio no acabe como Blackberry, que en su día eran lo más en smartphones y hoy se han convertido en un recuerdo lejano del mundo. El problema de la marca fue que no vieron que los competidores les pisaban los talones.

Los mejores héroes, como tú, prestan atención a su entorno. Nos demuestran que cualquier detalle cambiante del entorno puede comportar el fin. Spiderman es el héroe con más concienciación situacional que puedas imaginarte. Aunque no tenga las fuerzas de sus oponentes, entiende mejor que nadie donde se encuentra y lo utiliza a su favor.

Sea como sea, tanto si intentas salvar el mundo como si buscas la mejor negociación posible, tienes que estar al día de todos los cambios, conocer tu sector de trabajo como la palma de tu mano y saber utilizar las condiciones de tu entorno como un beneficio estratégico para mejorar.

 

3. Conoce bien tus debilidades

Si Superman no supiera que la criptonita es su peor debilidad nunca habría luchado contra este maldecido mineral. Se trata básicamente de no conocer solamente el entorno sino también sus amenazas para poder estar preparado para enfrentarte a ellas.

Aún estando preparado de las posibles batallas que te esperan en un futuro, es muy probable que vivas tanto victorias como derrotas. Es por eso que también es clave, aunque sea duro, tener la habilidad de saber levantarse después de ser abatido. Todo superhéroe tiene su retorno, como el fénix se levanta de bajo las cenizas.

 

4. Conviértete en un “crack” de tu especialidad

El conocimiento es la clave el período de grandes transformaciones en el que vivimos. Para sobrevivir tenemos que saber adaptarnos al cambio y esto supone hacer frente a inseguridades, hábitos, superar miedos…

Por esta razón es imprescindible saber reinventarse y ser bueno en lo que haces. Si Ojo de Alcón no practicase su tiro en arco no sería el mejor en ello. La combinación de práctica y estudio hacen la perfección y la especialización te puede convertir en indispensable para tu equipo y para tus clientes.

 

5. Sé creativo

Los trajes, las máscaras, los nombres pegadizos, no son lo más importante pero crean una base de recuerdo en la mente del consumidor. Tus clientes tienen que reconocerte o escogerte entre muchos otros competidores y es por eso que tienes que resaltar.

Llamar la atención es indispensable para sobrevivir en un entorno donde cada día surgen nuevas empresas. Tienes que hacer una estrategia inicial de branding que te haga destacar entre la multitud, te dé personalidad, te haga inolvidable. Imagina si Batman no se llamara Batman, no proyectase su “logo” del murciélago al cielo o los medios no le hicieran publicity de sus acciones; solamente lo reconocerían unos pocos.

 

despachos para emprendedores

 

En definitiva un superhéroe y un superemprendedor son prácticamente la misma persona. Siguiendo las cinco claves principales puedes llegar a formar una fortaleza alrededor de tu marca o empresa que te va a ayudar a sobrevivir en el sector.

Otro punto a tener en cuenta que no se ha mencionado entre las claves es la guardilla del superhéroe, como la de Batman no hay ninguna pero siempre puedes utilizar el alquiler de oficinas si no tienes el mismo presupuesto que Bruce Wayne.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone